POWER POINT



Capítulo 7 (M. Belén Abad)Los escenarios de la educación.
La educación es una realidad compleja, dispersa, heterogénea y versátil, que no puede darse en un único escenario y es un fenómeno necesario para el desarrollo de todo ser humano. Cada civilización ha transmitido, de una forma más o menos sistematizada, jerarquizada, organizada y visible, los elementos fundamentales de su cultura, asegurando la adaptación de cada uno de sus miembros y la perpetuación a lo largo del tiempo. La educación ha estado y estará siempre que se pretende trasmitir el aprendizaje de conocimientos, normas, destrezas, valores,... de la cultura en la que vive.
Hay multitud de procesos, sucesos, fenómenos, agentes o instituciones que son necesarios en considerar como educativos en los diferentes escenarios. Se necesita definirlos y sistematizarlos, con la intención de ordenar las diferentes acciones educativas que se llevan a cabo, con el fin de dotarlas de sentido y con su función.
1.Sistematización del fenómeno de la educación.
Surgimiento de una necesidad. A lo largo de la historia ha estado siempre presente la educación no explícita en unos espacios determinados; una educación formal dirigida a instruir de cuerdo a unas creencias, unas costumbres, unos usos. La interacción entre las generaciones, la relación entre culturas, los diferentes colectivos, … han sido ámbitos fundamentales donde se ha aprendido los elementos necesarios para poder atender las necesidades de acuerdo a la sociedad en que se vive, para aportar mejora y desarrollo a esa cultura.
Es a partir del la segunda mitad del S.XX cuando se plantea la necesidad de identificar cada uno de estos espacios, para lograr resultados más eficaces y la satisfacción de unas necesidades que no habían sido planteadas. Esta propuesta surgió ante la incapacidad del modelo tradicional de la escuela para responder a las necesidades de la sociedad.
En los años 60 surge la “crisis de la educación”, en el que se denunciaba la incapacidad de los sistemas educativos vigentes para atender y responder a las necesidades más cambiantes de la nueva sociedad. La sola expansión del aparato escolar no servía como único recurso para atender las expectativas sociales de formación y aprendizaje. La escuela estaba obsoleta para responder a las demandas formativas.
La institución educativa ni podía, ni debía abarcar todas las posibilidades educadoras que el individuo necesitaba. Había que reconocer y trabajar con los otros escenarios donde también se genera el aprendizaje. La educación nunca ha cortado con el pasado, por eso sigue viviendo en él, está anclada en unos procesos de aprendizaje que no responden a las formas de aprender de la sociedad actual. Hay una disociación entre lo que se vive dentro y fuera.
La sociedad del aprendizaje, exige un cambio radical en el planteamiento, sistematización y organización de la educación. Aún habiendo dado resultados satisfactorios hasta el momento la escuela, se debe transformar para poder atender a las nuevas exigencias, como por ejemplo:
  • La consolidación del derecho a la educación y la democratización del acceso a ésta.
  • Los cambios en la estructura demográfica de la población.
  • El avance de las tecnologías de la información y la comunicación.
  • Los grandes cambios políticos y económicos.
  • La consecuente reorganización social y cultural.

La interrelación de todos esos cambios ha llevado a unos cambios sin precedentes por la rapidez en que se han generado. Los expertos afirman que no se sabe para qué futuro se debe educar, por lo que es importante consolidar una formación de lo esencial, apoyada en competencias y valores. La educación no es algo reservado a unos pocos, sino un derecho de todos, es un deber y un derecho específico de todo ser humano dirigido a desarrollar todas sus posibilidades. La educación y la formación serán los principales vectores de identificación, pertenencia y promoción social.

Criterios para elaborar una sistematización.
Los dos criterios básicos que deben estar presentes en toda propuesta educativa son:
  • La intencionalidad del agente, ya sea explícita o implícita, es necesaria en su doble vertiente, desde el educando y el educador. La educación es una acción humana dirigida al desarrollo perfectivo de unas capacidades, de unas actitudes,... hay una intención de enseñar por parte del educador y una intención de aprender por parte del educando.

  • Los efectos educativos logrados en el educando.

Se entiende por educativo, aquella influencia que inicie al sujeto en una forma valiosa de vida, que aporte un desarrollo perfectivo.

Hay que tener en cuenta que la formalidad de un hecho educativo tiene grados de mínima y máxima informalidad en función del factor “intencionalidad educativa”. Es decir, si el educador es consciente de us acción pero el educando no, la informalidad es mínima. Si ninguno de los dos, tiene intencionalidad expresa de llevar a cabo una acción educativa, la dimensión informal de esa acción será entonces máxima. Sabiendo el grado de intencionalidad y de consciencia, cada individuo puede trazarse su propio itinerario educativo de acuerdo con su situación, necesidades e intereses. El ámbito de interacción humana debe ser abierto, flexible, evolutivo, rico en cantidad y diversidad de ofertas y medios educativos.

Aproximación conceptual a la educación formal, no formal e información.
Los tres conceptos están interrelacionados, a la vez que cada uno actúan en campos diferenciados. Para diferenciarlos nos basamos en los siguientes criterios:
  • Duración, la educación es algo propio de la naturaleza humana y está presente a lo largo de la vida. La educación es continua y permanente, que está presente en todo ámbito educativo.
  • Universalidad,la educación es un derecho de todo ser humano.
  • Institución, centros especialmente diseñados y creados para ello.
  • Estructuración, planificada para el logro de objetivos.


Formal
No formal
Informal
Duración
Universalidad
Institución
Estructuración
X
X
X
X
X
X
X

Educación formal, sistema educativo altamente institucionalizado, cronológicamente graduado y jerárquicamente estructurado que se extiende desde los primeros años de la escuela primaria hasta los últimos de la Universidad.

Educación No Formal, toda actividad organizada, sistemática, educativa, realizada fuera del marco del sistema oficial, para facilitar determinadas clases de aprendizaje a subgrupos particulares de la población.

Educación Informal, proceso permanente en el que todo individuo adquiere y acumula conocimientos, habilidades, actitudes y modos de discernimiento mediante las experiencias diarias y su relación con el medio ambiente.

En la educación formal la disposición es claramente secuenciada; en la no formal aparece con
un contorno claramente identificable, no presenta orden ni simetría; en la informal la trama es
irregular. (cuadro pág. 156)



Estos ámbitos educativos, en su ordenación jerárquica, ninguno de ellos predomina sobre los otros, los tres son necesarios y están interactuando constantemente en una dinámica continua dirigida al logro de un proceso permanente de enseñanza-aprendizaje. Desde la Unión Europea se presta atención a los tres ámbitos de aprendizaje por los siguientes motivos:
  • Su complementariedad con el aprendizaje y la formación formales.
  • Su planteamiento centrado en el educando y en la participación de los jóvenes.
  • Su carácter voluntario ligado a las necesidades, las aspiraciones y los intereses de los jóvenes.
  • La amplia gama de ámbitos en que se desarrolla.


Formal
No Formal
Informal
Instituciones
Instituto de Secundaria
Club infantil de tiempo libre
La calle
Agentes Personales
Profesor de Matemáticas
Monitor de tiempo libre
Agente de movilidad urbana
Programas
Currículo de la ESO
Curso de vela
Programa de televisión
Recursos
Libro de texto
Material autoinstructivo
Novela
Actividades
Clase de Matemáticas
Clase de cocina
Con
Ejemplo de acciones educativas que se llevan a cabo en cada uno de los ámbitos de aprendizaje.

2.Educación Formal.
Es todo aquel proceso de enseñanza-aprendizaje que está fuertemente planificado, sistematizado y jerarquizado, dirigido a la consolidación de conocimientos, destrezas y competencias básicas, que se desarrolla en centros organizados específicamente para ello y que suele acometerse en las primeras etapas vitales.

Se requiere una cambio de cultura en y de la escuela. Toda la comunidad educativa debe participar de la educación formal, construyendo escuelas más eficaces que respondan a las necesidades de cada contexto, grupo e individuo. Esto ocurre bien entrado el S.XX cuando se reconoce la necesidad y el derecho de acceso a toda persona a la educación primaria, y más adelante a la secundaria e universitaria.

El problema de la educación formal, es la lentitud para responder a las demandas y a las nuevas necesidades de la sociedad. Sus funciones principales son las mismas, enseñar las competencias básicas para el aprendizaje (lectura, escritura, expresión oral, cálculo, solución de problemas) y los contenidos fundamentales (conocimientos teóricos y prácticos, valores, actitudes).

Las competencias serían las siguientes:
  • Comunicación en la lengua materna.
  • Comunicación en lenguas extranjeras.
  • Competencia matemática y competencias básicas en ciencia y tecnología.
  • Competencia digital.
  • Aprender a aprender.
  • Competencias sociales y cívicas.
  • Sentido de la iniciativa y espíritu de empresa.
  • Conciencia y expresión culturales.

La educación formal atiende a la instrucción, la transmisión del bagaje cultural, el desarrollo pleno del individuo tanto a nivel personal como social, de formación, de integración en su grupo y comunidad, ciudadanía activa, … Lo que define a los centros educativos como instituciones formales no es tanto los objetivos que persiguen, sino el modo para lograrlo. En estos entornos intervienen múltiples variables que interactúan entre sí.

La educación formal se identifica con la escuela pero acoge a toda institución educativa planificada, organizada, sistematizada y jerarquizada dirigida a la obtención de unos objetivos, respaldados con unas titulaciones socialmente reconocidas. Nos encontramos con la educación básica, la secundaria, y la superior. También se pueden definir las instituciones formales atendiendo a los rasgos siguientes:
  • Están ubicadas en un espacio diseñado específicamente para ello.
  • Atienden de forma predominante grupal a los educandos.
  • Actúan dentro de unos límites temporales determinados y fijados por instancias superiores.
  • Tienen definidos de forma clara los roles de cada uno de los participantes (alumno y profesor).
  • Deben dar respuesta al logro de unos objetivos previa y claramente sistematizados y secuenciados.
  • Evalúan los aprendizajes y dotan de titulaciones con proyección social.

3.Educación no formal.
Las características básicas son:
  • Están planificadas de forma intencional al servicio de grupos y/o individuos con necesidades o intereses concretos.
  • Operar fuera de la estructura de la educación formal, liberándose de sus limitaciones espacio-temporales y de sus estrictas regulaciones normativas.
  • Responder a necesidades formativas puntuales, mucho más flexibles y adaptadas a cualquier situación, por lo que atienden mejor y antes al as demandas formativas de cualquier sector de la población.
  • Adecuarse de forma inmediata y directa a las características del grupo al que se dirige.

La educación no formal es el conjunto de procesos, medios e instituciones específica y diferenciadamente diseñados en función de explícitos objetivos de formación o de instrucción, que no están directamente dirigidos a la provisión de los grados propios del sistema educativo reglado.


Rasgos
Ejemplos
Finalidades,
objetivos,
funciones.
Atiende cualquier tipo de objetivo, aunque de forma específica, sectorial y delimitada
Enseñanza de idiomas, programas de alfabetización, curso de formación continua profesional.
Educandos.
Se dirige a todos los sectores de la población, el acceso es voluntario, por lo que la motivación es mayor.
Niños (ludoteca), mayores (programa cultural), zona rural (curso de capacitación agrícola)
Educandos.
El estatus profesional y la formación es muy variable, predominando la ausencia de preparación pedagógica.
Monitor de tiempo libre, formador en empresas, profesor de idiomas, profesor de autoescuela, ...
Contenidos.
Se adaptan a las necesidades y exigencias de la población, contenidos funcionales y prácticos.
Curso de cocina, de ofimática, de inglés, de natación,...
Métodos.
Se adecuan a la población a la que se dirige y al contenido, predominan las metodologías activas e intuitivas.
Conferencias, cursos de larga o media duración, seminarios, ...
Ubicación.
Cualquier espacio puede acoger una funcionalidad pedagógica.
Centro cultural, escena, empresa, granja escuela, autoescuela, ...
Tiempo.
Predomina la flexibilidad, se llevan a cabo en tiempos cortos, se adaptan a los individuos.
Cursos de verano, cursos de formación permanente, horario extraescolar, ...
Gestión.
Proviene directamente de la institución o grupo que lo organiza.
Entidades Privadas (fundaciones, sociedades, ...), Públicas (Ministerios, Universidades,...)
Financiación
y costos.
Usualmente son sufragadas directamente por los beneficiarios, o por entidades tanto públicas como privadas.
Pago de matrícula, formación apoyada por fundaciones, Ministerios, ...
Controles,
evaluaciones
y títulos.
No siempre se exige titulaciones previas, las evaluaciones son menos académicas, se aportan certificados, títulos ... de carácter restringido.
Certificaciones de asistencia, depende del prestigio de cada institución.

4.Educación informal.
Es aquel aprendizaje que se genera gracias a la interacción con el propio entorno, a la comunicación que establecemos con todos los que nos rodean, por las experiencias que adquirimos día a día. Se trata de un aprendizaje no organizado, no estructurado, no sistematizado, que no presenta una intencionalidad expresa. En un ambiente natural y constante se adquieren los aprendizajes que dependerán de los estímulos que poseamos y del entorno.

La educación informal está íntimamente conectada con los procesos de socialización y de enculturación. Todo lo que nos rodea nos influye en medida en que nos transmite estilos de vida, conocimientos específicos, creencias, destrezas, actitudes, etc. Toda educación informal:
  • No se ajusta a una formas educativas determinadas, sino que surge de forma espontánea.
  • No se presenta bajo una forma educativa explícita.
  • No exige una ubicación, sino que se da en todo escenario de interrelación, ya sea con otras personas, con objetos, otros seres, medios, etc.
  • No presenta ninguna estructuración, ni planificación.
  • No existe una intencionalidad educativa expresa en el agente, ni en los actores.
  • Se caracteriza por ser espontánea, natural, permanente y asistemática.


5.La necesaria complementariedad entre los tres escenarios educativos.
Ninguna de estas tres formas de educación es capaz por sí sola de satisfacer todas las necesidades de aprendizaje que envuelven la vida del individuo en la sociedad actual. Las tres forman parte de un unidad. Se reconocen una serie de relaciones, como:
  • La complementariedad, los límites de los tres ámbitos son exclusivamente académicos y metodológicos. No se pueden aislar unas de otras, ya que las tres en conjunto abarcan todas las posibilidades educadoras.
  • La suplencia, hay una división de funciones educativas, donde unas se focalizan en unas funciones y las deficiencias se suplen entre ellas.
  • El refuerzo y la colaboración, la constante evolución del conocimiento hace que ninguno de estos tres ámbitos pueda erigirse como dueño absoluto del saber.

Por todo ello, la necesidad de configurar un sistema, que facilite al máximo el que cada individuo pueda trazarse su propio itinerario educativo de acuerdo con su situación, necesidades e intereses. Para ello, el sistema ha de ser abierto, flexible, evolutivo, rico en cantidad y diversidad de distinguir y medios educativos.
Formal
No Formal
Informal
Currículum escolar establecido (Proyecto Educativo y Curricular del Centro).
Actividades complementarias, extraescolares.
Interacción con sus iguales, con el profesorado, el personal del centro, el ambiente (ethos) del aula, del centro.



Formal
No formal
Informal
Actividad educativa.
Consciente.
Consciente.
No consciente.
Estructura.
Jerárquica.
Semi estructurada.
No organizada.
Organización.
Dentro del sistema formal.
Fuera del sistema formal.
No organizada.
Proceso.
Abarca un período determinado.
Abarca un tiempo determinado.
Abarca toda la vida.
Atención.
Grupos homogéneos y determinados.
Grupos en relación a intereses, necesidades...
Indefinida.
Objetivos.
Claramente definidos, progresivos, periodo largo.
Persigue determinados objetivos, periodo corto.
No hay definición, ni previsión.
Instituciones.
Oficiales, al servicio del sistema educativo.
Naturales, y/o al servicio de las demandas
Ausencia de instituciones preestablecidas.
Surgimiento.
No espontánea.
Espontánea.
Espontánea.
Ambiente.
Formal y curricular.
Elemento motivacional.
Alta influencia en sentido amplio y no formal.
Control.
Nivel alto.
Nivel medio.
Nivel bajo.
Diplomas.
De carácter y validez oficial.
De carácter y validez oficial o no oficial, uso restringido.
Ausencia total de diplomas y certificaciones.