Tema 1 -La Educación como realidad-
CAPíTULO 1(M.Belén ABad)

La educación como realidad.

Todos hemos vivido experiencias de formación a lo largo de nuestra existencia, por eso opinamos de cómo debe ser la educación, por ello, no nos ponemos de acuerdo en como debería de ser. Decimos saber de educación por haber experimentado en nosotros mismos la acción de distintos educadores, y cada uno repite sin más esos mismos esquemas de la enseñanza recibida.

Los estados y las instituciones ven en la educación el verdadero motor de desarrollo, por lo que se dedica cada vez más tiempo, dinero y esfuerzo en planificar un sistema educativo de calidad y a “obligar” a los ciudadanos a pasar por ese sistema. Se incide en la relevancia de la educación al afirmar que de ella dependen tanto el bienestarindividual como colectivo, puesto que es la mayor riqueza y principal recurso de un país y sus ciudadanos.

1. El hombre y la educación.
La educación educable del ser humano.

La educación es algo propio y exclusivo del ser humano. El hombre es una realidad psicofísica compleja con una característica muy peculiar de todos los seres vivos: nace indeterminado, lo que le lleva a lo largo de su vida, a desarrollarse y resolverse por sí mismo. Es un ser corpóreo, es más que un cuerpo, es un sujeto individual que necesita de una sociedad formada por semejantes. Sus capacidades cognitivas se orientan a:
  • Contemplación teórica.
  • Acción práctica.
  • Producción técnico – artística.
  • Experimentan unas necesidades materiales, biológicas, cognitivas, afectivas, estéticas y transcendentes que tienen que satisfacer.

El hombre debe hacerse así mismo para ser capaz de responder de su propia vida. Esto sólo se puede considerar así, desde la perspectiva de que el ser humano es un ser inacabado. Sólo desde esta posición tiene sentido hablar de educación, puesto que es la clave que justifica la necesidad y la posibilidad de toda acción educativa.

Desde que el ser humano existe, ha necesitado la educación. Se ha exigido así mismo una optimización, de humanización. Necesita de la influencia de otros para pasar del estado natural de hominización del que nace, al de humanización, para poder responder a su naturaleza inacabada.

Antes de explicar y definir qué es educación, hay que precisar y comprender al hombre, actor y agente de la educación. En toda propuesta educativa subyace un modelo antropológico, un modo de atender y entender al ser humano.

El hombre es un ser complejo, con unas dimensiones integradas, e interrelacionado. Es un ser individual, que exige la relación con los demás para hacerse a sí mismo. El hombre no tiene condicionantes que determinen su forma de vivir, se puede adaptar a diferentes situaciones y escenarios. Esta inderteminación, es lo que hace necesaria de educación. Al nacer, necesita de sus iguales para sobrevivir, es un ser desvalido que posee la capacidad de aprender.
Para algunos, el hombre es el ser mas logrado y complejo de la evolución, y para otros es el más débil. El hombre tiene que aprender casi todo, debido a que la información que se hereda es mínima. Nacemos con disposiciones, no con conductashechas. La condición humana se caracteriza por la plasticidad que le abre a unas condiciones de vida muy diferentes y cambiantes. Luego el ser humano es plástico, indeterminado, inespecializado y abierto a cualquier escenario.

El hombre es un ser capaz de sobrevivir en los ambientes más dispares y que sabe transmitir esos conocimientos acumulados a otros individuos de su misma especie. Es un ser cultural y los límites del desarrollo no están en la naturaleza, sin en los grados de enriquecimiento y perfeccionamiento de su actitud creadora. Toda cultura es el modo humano de resolver la vida, de dar respuesta al escenario en el que vive.

Rasgos característicos del ser humano.

Todo ser humano:
  • Vive en cuerpo, y desde él vive su vida, capta y se relaciona con el mundo que le rodea y con los otros que viven con él. Posee unos rasgos que le definen y le caracterizan de forma específica e identifica. “Yo soy porque tengo un cuerpo, clave para mi identidad personal, que me condiciona en la medida en que evoluciona al pasar por las diferentes etapas vitales, por los diferentes ritmos biológicos desde la concepción hasta la muerte”.
  • Es un ser temporal, su vida ser desarrolla en y con el tiempo. Cada persona nace en un momento histórico determinado, que le dotará de las coordenadas y pautas necesarias para comprender y comprenderse en el mundo, a la vez que vive durante un espacio de tiempo concreto, sujeto al paso temporal que condiciona de una forma u otra su propia biografía. Vivimos en y con el tiempo, estamos sujetos a las leyes temporales y a la vez vamos haciendo nuestra biografía. Nadie podrá señalar que ha alcanzado su meta, porque el proceso de aprendizaje es una constante en la vida.
  • Está dotado de un yo, con una identidad específica, diferente a la de los demás seres humanos, que debe desarrollar y consolidar. Este yo implica que es un ser que necesariamente se hacen en soledad, nadie puede hacerse por él, es él mismo el que debe decidir y actuar, contribuyendo o no a su continuo proceso de formación.
  • Consistente en ser-com, la realización plena de todo ser humano estriba en el descubrimiento del otro y en la interacción constante con los iguales. Nos “humanizamos” en la medida que somos capaces de descubrir en el otro, otro yo. La vida del hombre no es una vivencia en solitario, exige de una convivencia solidaria, con los iguales para poder desarrollar todas las capacidades.
  • Dotado de libertad, porque no está determinado por ninguna conducta preestablecia. Es capaz de elegir sus propias determinaciones, es responsable de sus decisiones y del como en cómo se relaciona, de lo que hace y deje de hacer. Somos responsables de facilitar al otro los recursos necesarios para poder optar a sus decisiones. Hay que educar en una libertad solidaria.
  • Como totalidad unitaria, nada específico del hombre, ni su comportamiento, está fuera de la mediación de su inteligencia, de su libertad. Todo está mediatizado por su humanidad, por su identidad. Todo está interrelacionado, dando lugar a una unidad que da sentido a sus actividades, a la vez que explica el qué, para qué y por qué de cada acción.
  • Requiere un sentido, la acción del hombre surge de un por qué y para qué, necesita entender y valorar las cosas, para poder actuar y dar significado a lo que le rodea. Necesitamos conocer qué y quién queremos llegar a ser, para dotar de sentido a nuestras decisiones y acciones.
  • Es un ser transcendente, es capaz de salir de sí mismo, de preocuparse de su existencia y buscar el sentido de la misma. Es capaz de entender al otro, de ponerse en sulugar, de descifrar la realidad fuera de sí mismo. En él siempre estará presente lo trascendental y lo contingente, lo universal y lo individual, y como tal obrará.
Todo ser humano necesita ayuda de otros para extraer todas sus posibilidades, ya que por sí mismo no es capaz de desarrollarlas. Necesita de una ayuda inicial para satisfacer sus necesidades y posteriormente necesita de ayuda para poder interpretar el mundo, para transmitir los elementos de la sociedad y de su cultura, que ayudará a responder e interpretar los escenarios en los que vive, desarrollando su propio proceso de convertirse en persona.

Educabilidad vs. Educatividad.

Estos dos conceptos son esenciales en toda acción educativa.

Educabilidad o la capacidad de todo individuo para recibir influencias y reaccionar ante ellas, construyendo a partir de éstas su propio bagaje cultural, su comportamiento y su identidad. Es la que posibilita la capacidad de aprendizaje de todo hombre. La educabilidad nos abre la posibilidad de ser capaces de aprender, de desarrollar y recorrer con garantía de éxito un proceso formativo. Cualquier disfunción o discapacidad, propio o sobrevenida en el desarrollo es una merma de esas posiblidades.

Educatividad, es la capacidad que posee todo individuo de influir en otros. El hombre necesita de la ayuda de otro/s para poder sobrevivir e ir conformando su propia identidad. La importancia de esta capacidad radica en la transmisión de el bagaje cultural, que hace que podamos comenzar nuestras acciones basándonos en las aportaciones de los otros, logrando el progreso de la humanidad.
Si atendemos a los actores de una acción educativa, la educabilidad será lo que caracterice al educando, y la educatividad define la figura del educador. Esta categoría puede estar representada en un individuo, una institución, un espacio, un recurso, etc., que ejerce una influencia educadora sobre otro/s, independientemente de la intencionalidad expresa que manifieste.

El hombre como ser inacacabado.

Un rasgo clave del ser humano es su inacabamiento, es decir, su plasticidad y su inmadurez biopsíquica. La debilidad del ser humano, es la que fundamenta su grandeza: su capacidad de aprendizaje. Nacemos con disposiciones, con aptitudes, con posibilidades siempre abiertas al desarrollo.

El ser humano es el animal que más prolonga su infancia. A mayor complejidad social mayor prolongación de la dependencia de los adultos, ya que debemos de aprender mayor número de conductas para integrarnos en la sociedad. Esta exigencia es la clave que fundamenta, la necesidad y la posibilidad de la educación.
POSIBILIDAD
de la educación
NECESIDAD
de la educación
Ser inacabado.
La propia estructura física y psíquica.
El lento proceso de maduración.
La inteligencia y la voluntad.
La capacidad de interacción con los otros.
Proceso abierto que no acaba nunca.
La precariedad física y psíquica.
El lento proceso de maduración.
La satisfacción de las necesidades humanas.
La necesidad de interacción con los otros.
La complejidad de la vida social.
El logro del fin en cada ser humano.
Tabla:Rasgos identificadores de la educabilidad del ser humano.

Este inacabamiento hace al hombre vulnerable y dependiente de los demás. Son muchas las influencias, (muchas veces contradictorias), a las que se expone, en las que debe de elegir para construir su futuro. La intervención de los adultos siempre será una influencia determinante en lo que uno quiera y pueda llegar a ser. El hombre es el ser que debe responder de sí mismo, responsable de su propia vida, en lo que radica toda la fuerza de la libertad. El inacabamiento del ser humano, pone el hombre frente a un futuro abierto de posibilidades y le hace responsable de su elección. Como persona inacabada que cada uno es, el hombre:
  • Tiene su vida por resolver.
  • Depende de los demás para salir adelante y para configurar su personalidad.
  • Decide y actúa, sabiendo que ninguna acción resulta indiferente, repercute tanto en sí mismo como en los demás, al no existir acciones neutrales.
  • Se desarrolla dependiendo de la idea que posea de sí mismo y del fin que se proponga.
  • No está determinado a nada ni por nada, aunque sí son relevantes y decisivos los condicionantes que le rodean.
  • Tenemos la posibilidad de un proceso abierto que no termina nunca en el que siempre podemos cambiar.

2. El concepto de educación.
El término “educación”.

Educación, es una conducta ajustada a unos cánones y patronesestablecidos por una comunidad determinada. Saber actuar de acuerdo a unos patrones culturales establecidos. La educación es un fenómeno familiar en la existencia de toda persona, luego está presente de una forma u otra en el desarrollo individual y social, y como factor dinamizador de la construcción de la conducta y personalidad humana.
Al ser un término complejo de de definir y acotar, hay que tener en cuenta:
  • La etimología del vocablo.
  • Las diferentes definiciones que se han dado sobre educación.

Estudio etimológico del vocablo “educación”.

El término “educación” proviene de dos palabras latinas que parten de la misma raíz “educo” (criar).
  • Educare, cuidar, alimentar, …
  • Educere, implica sacar fuera, extraer …

Educare, hay una acciónexterna al sujeto que se educa. Le estamos proporcionando lo necesario para que pueda construirse como hombre o mujer. Es la transmisión de la información necesaria para integrar al educando en un contexto concreto (se identifica con la educacióntradicional, la figura del educador es el elemento clave).

Educere, exige una actuación del educador que debe guiar ese proceso, pero que exige la participación del propio sujeto sobre el que se ejerce esa educación. Es encauzar las potencialidades ya existentes en el propio sujeto. Esta acción más compleja exige una cierta planificación, (se identifica con la escuela moderna, se da importancia a la acción del sujeto en el proceso educativo).

Son acciones complementarias de toda acción educativa, que se exigenmutuamente dependiendo de la fase vital en la que se encuentre la persona educada. La educaciónimplica tanto el cuidado y la conducción externa, como la transformación interior. Las dos convergen en guiar a cada individuo en su proceso de convertirse en persona.

El término educación no aparece en la lengua castellana hasta 1640 con Saavedra (García). Se entendía como crianza, instrucción o adoctrinamiento.

Análisis de algunas definiciones sobre “educación”.

La educación ha sido, es y será una constante para el hombre, que ha preocupado al ser humano desde que se ha interesado y reflexionado sobre sí mismo, por lo que ha sido definida por muchos autores. Si se repasan las definiciones, hay determinados rasgos que están presentes:
RASGOS CARACTERíSTICOS
Perfeccionamiento.
Socialización.
Influencia.
Autorealización.
Intencionalidad.
Fin.
Referencia a facultades humanas.
Comunicación.
  • Perfeccionamiento. Implica que la educación está dirigida al logro de una modificación optimizadora, un enriquecimiento, el paso de un estado a otro mejor.
  • Socialización. El ser humano necesita del otro en este proceso de humanización. Esta socialización se entiende bien como proceso de adaptación, bien de integración de cada individuo en un grupo o sociedad.
  • Influencia y autorrealización. La educación un proceso de formación, que no se lleva a cabo sin la influencia del/los otro/s y del entorno en el que vive. La educación debe promoversedesdefuera para lograr el desarrollo perfectivo. La aurorealización, cada ser humano está llamado al logro de las metas que se propone y a la integración en el entorno en el que vive, a desarrollar sus capacidades, de acuerdo con un fin propuesto y a un estilo de vida libremente escogido, es decir, madurez.
  • Intencionalidad del proceso. El logro del perfeccionamiento no se alcanza por azar, sino gracias al concurso de toda una serie de acciones y actividades dirigidas hacia esa meta, las acciones se llevan a cabo con el propósito de lograr los objetivos.
  • Fin, finalidad. Toda intención tiene un sentido (para qué educamos, a donde nos dirigimos), es el objetivo, que nos ayuda a trazar el camino para conseguirlo. Está unido a la intención.
  • Está dirigida o hace referencia a facultades humanas. La educación está dirigida al desarrollo de las funcioneshumanas que nos permite, realizar las funciones vitales, conocer sensible e intelectualmente, experimentar emociones, autodeterminar nuestro actuar y dar sentido a nuestra vida. Se trata de un desarrollo integral armónico determinado por la inteligencia y voluntad (esto nos diferencia del adiestramiento de los animales).
  • Comunicación. Relación entre personas. Su propia idea de ser hombre y de vivir y relacionarse en el mundo se va construyendo y consolidan en la medida que descubre al otro en esa rica relación educativa.

La educación en cuanto perfeccionamientointencional, es único y privativo de la persona. Sólo en ella se da el perfeccionamiento cargado de intencionalidad. La acción que se realiza en los animales es de crianza o adiestramiento. La educación está dirigida al desarrollo de las facultades humanas. El ser humano es una unidad y que todo él debe desarrollarse de forma armónica y plena. Debe darse un desarrollo integral ya que unas capacidades están supeditas a las otras, y están determinadas por su inteligencia y su voluntad. Resumiendo, el desarrollo de las facultades humanas nos permiten:
  • Realizar una serie de funciones vitales.
  • Conocer sensible e intelectualmente.
  • Experimentar emociones.
  • Autodeterminar nuestro actuar.
  • Dar un sentido a nuestro vida.

Los dos conceptos claves que innovaron la actividad educativa a lo largo del pasado siglo XX fueron:
  • intervención → medios, recursos, programas, …
  • acción → hay una actividad dinámica y constante del educando para lograr el desarrollo pleno de sus facultades.

La educación es única y privativa de las personas. Educar es educarse. Toda acción exterior cobra su sentido si se logra la autoeducación.

Los términos afines a “educación”.

Hablar de educación es tratar también de enseñanza, de instrucción, de aprendizaje, de formación, de adiestramiento o de adoctrinamiento. Cada una de ellas tiene su significado.

Formación, enseñanza e instrucción, son conceptos que intervienen en el proceso educativo y forman parte de la actuación educadora. Hay que distinguir los que son específicos del educador y los que son específicos del educando. Para que exista aprendizaje es precisa la intervención de ambos y que el educando quiera, pueda y sepa educarse.

Enseñanza e instrucción reflejan la actividad del educador. Enseñanza es un término muy amplio, instrucción hace referencia a los procesos de transmisión planificados. Entrenamiento y adiestramiento, se dirigen al desarrollo de destrezas, habilidades, usualmente por medio de la repetición de esos esquemas que se pretenden inculcar.

Adoctrinamiento tiene una connotaciónnegativa al ser considerado como una influencia y /o enseñanza que se impone, impidiendo la reflexión del individuo al anular su libertad (antiguamente se refería a la instrucción en una determinada doctrina).

Relacionado con el educador, están formación y educación. Educar y formar serán el objetivo de su acción, mientras que instruir y enseñar se constituyen en sus medios para el logro de esa finalidad. En la formación sujeto conoce más y ha aprendido una forma de investigar y de conocer la realidad, de valorar críticamente lo aprendido y de disfrutar con ello. Y la educación engloba todo el proceso.
Desde le plano del educando, el aprendizaje,es el que da sentido a todos los demás, es el que justifica toda la actuación del educador. Sin el aprendizajeno podríamos hablar realmente de educación.

Toda educación cobra su sentido cuando alcanza la formación de cada sujeto y ésta es una acción propia y específica de cada uno consigo mismo.

3.Propuesta de una definición de “educación”.

Para dar la definición más apropiada hay que tener en cuenta:
  • Toda educación siempre se refiere a la persona, por lo que es un proceso exclusivamente humano.
  • Encierra necesariamente la orientación a un fin, sin el cual no se comprende.
  • Implica siempre una mejora, un perfeccionamiento.
  • Depende del sentido y valor que se dé al hombre, su mundo, la sociedad, etc.
  • Deberá respetar las exigencias que se desprenden de la dignidad de cada ser humano al que se dirige.
  • Entiende la persona como un todo, una unidad piscofísica indivisible, por lo que toda acción educativa influye, de una forma u otra, en todos los ámbitos de la personas.
  • Toda educación es autoeducación, por lo que deberá suscitar la acción del propio sujeto, respetando siempre su libertad.

Podemos definir educación, como el proceso de convertirse en persona. El concepto de persona conlleva los significados de singularidad, unicidad y excelencia (la persona es alguien con características comunes a su especie pero que a la vez es único). Es todo proceso permanente dirigido a la optimización de la persona en el ser, el conocer, el hacer y el convivir.
  • Proceso, porque es una secuencia de acciones desarrolladas en el tiempo.
  • Permanente, porque no termina nunca.
  • Optimización, porque desarrolla capacidades y logra la madurez en cada etapa con intencionalidad ya que intenta lograr un objetivo y con la finalidad de conseguir dicho objetivo.
  • Aprender a ser, desarrollarse como personal.
  • Aprender a hacer, aprender competencias específicas.
  • Aprender a conocer, capacidad de aprender a aprender.
  • Aprender a convivir, vivir en comunidad, aprender a vivir con los demás.

4.Carácter antinómico de la educación.

Cuando hablamos de educación convergen acciones aparentemente contradictorias entre sí, aunque todas ellas son necesarias al aportar cada una de éstas una dimensión específica a la acción educativa, sin la cuál difícilmente se podrían alcanzar nuestros objetivos. Ninguna educación es un hecho lineal, ni una acción única, sino que presenta un concepto poliédrico que implica un conjunto muy amplio de acciones e interpretaciones para desarrollar todo su contenido.

A destacar las siguientes antinomias significativas sobre educación:
  • Pretende la adaptación y reproducción de conductas, y es fuente de desarrollo de la originalidad personal.
  • Está condicionada por nuestra naturaleza biopsíquica y social, pero no determinada por ella.
  • Reclama la acción permanente del/os otro/s como manifestación clara de la heteroeducación, pero únicamente se logra si ésta genera la autoeducación.
  • Es una actividad receptora y a la vez, acción mediadora de crecimiento y desarrolla personal.
  • Es un proceso de individualización y de socialización.
  • Actúa como mediadora entre los condicionantes de los factores hereditarios y la posibilidad de perfección de que el ser humano es capaz.
  • Se dirige a la preparación para la vida inmediata, presente, a la vez que para la vida futura e incierta del que se educa. Parte del pasado para enseñar a afrontar el futuro, de acuerdo a las propias posibilidades y objetivos.
  • Pretende el desarrollo perfectivo y original de cada sujeto, a la vez que la mejor integración en la sociedad en la que vive.
  • Es guía, mediación, a la vez que exige intervención.
  • Es un derecho de toda persona, a la vez que un deber para uno mismo y para la sociedad.


HASTA AQUÍ EL PRIMER TEMA COMPLETO, SI VEÍS QUE NO OS GUSTA, QUE ESTÁ INCOMPLETO, PUES PODEÍS MODIFICARLO.
M. Belén Abad